Un proyecto de:


Cinco ventajas de contratar a un migrante en Colombia

Cinco ventajas de contratar a un migrante en Colombia

Para las empresas puede significar una oportunidad para incrementar su ventaja competitiva y sus rendimientos económicos. | Por: MILAGROS PALOMARES




Por: Milagros Palomares @milapalomares

noviembre 25 de 2020

Incluir laboralmente a la población migrante venezolana en Colombia no solo representa una apuesta de integración con un gran componente social, sino que para las empresas puede significar una oportunidad para incrementar su ventaja competitiva y sus rendimientos económicos.  La Guía para la Contratación de Refugiados y Migrantes Venezolanos en Colombia  precisa estas ventajas. El Proyecto Migración Venezuela le cuenta cuáles son:  

 

Cumplimiento de la Responsabilidad Social Empresarial

Muchas empresas proclaman su compromiso y sus políticas de Responsabilidad Social Empresarial (RSE), pero relativamente pocas pueden mostrar que han alcanzado sus objetivos en una manera más tangible. La contratación de refugiados les ayuda a cumplir sus compromisos enmarcados no solo en la realización de actividades de filantropía sino en la generación de procesos sostenibles que tienen un impacto en la sociedad, el ambiente y la economía de las partes de interés.

 

Asimismo, en materia de sostenibilidad la inclusión económica de grupos vulnerables se alinea con los Objetivos de Desarrollo Sostenible y los lineamientos clave del Pacto Global de Naciones Unidas en materia de Derechos Humanos y Estándares laborales. Además, estas acciones pueden ser reportadas de manera técnica bajo los estándares del Global Reporting Initiative (GRI) y el estándar ISO 26000.

 

Llenar vacantes de difícil colocación

Algunas empresas han tenido problemas a la hora de contratar a personal con perfiles muy específicos. Por eso resulta importante recordar que la migración venezolana abarca perfiles de todo tipo y nivel, incluyendo a algunas personas altamente calificadas. Un estudio hecho en Bogotá, Barranquilla y Cartagena por la Fundación Panamericana para el Desarrollo (FUPAD), encontró que, entre los venezolanos registrados, el 84 por ciento contaba con experiencia laboral y el 23 por ciento tenía más de 10 años de experiencia en distintos sectores.

 

En cuanto a la formación, 9 de cada 10 tenían estudios formales, y el 78 por ciento ha superado al menos la educación media. De hecho, la Agencia Pública de Empleo del SENA ha registrado personas con estudios de todo nivel, inclusive de maestría y doctorado, entre los más de 30.000 venezolanos registrados en su base de datos.

 

Satisfacer necesidades de mano de obra temporal

Muchas empresas tienen necesidades de contratar mano de obra adicional para superar los retos en temporadas de alta demanda. Este fenómeno se da en varios sectores, incluyendo la manufactura, el turismo, las ventas al por menor y la industria agrícola. En ese sentido, algunas empresas han visto en la población venezolana una mano de obra calificada y flexible, y con muchas ganas de trabajar.

 

Disminuir altas tasas de deserción y rotación de personal

En algunos sectores de la economía, hay altas tasas de deserción y de rotación de personal. Sin embargo, cuando una empresa contrata a refugiados, estos suelen permanecer en el empleo por más tiempo. Un estudio llevado a cabo por la Alianza Tent Partnership for Refugees y el Fiscal Policy Institute (FPI) en los Estados Unidos, enfocado en la experiencia de empresas que contratan refugiados, mostró que, aunque la tasa de rotación de personal en el sector de manufactura era de un 11 por ciento, los refugiados contratados desertaron el empleo con una tasa mucho menor, de solo un 4 por ciento. Varias empresas colombianas han reportado el mismo fenómeno: que los venezolanos que han contratado permanecen más tiempo en el empleo.

 

Nuevos mercados

Por último, un beneficio poco explorado pero que puede ser determinante a la hora de contratar a personal venezolano es la posibilidad de diseñar estrategias para ganar un nuevo público en el mercado: los casi dos millones de venezolanos que han llegado al país y que también son consumidores de bienes y servicios. En la medida en que las empresas contraten personas que comprenden de primera mano a esta población, sus gustos y necesidades, podrán diseñar productos que satisfagan sus demandas y campañas publicitarias que sepan cautivarlos. 

 






¡Comparte!





Al suscribirme, acepto los términos y condiciones y autorizo el tratamiento de mis datos personales conforme a las finalidades y demás condiciones descritas en la política de tratamiento de datos personales de SEMANA.

Nuestros aliados: