Un proyecto de:


El riesgo de retornar a Venezuela durante la pandemia

El riesgo de retornar a Venezuela durante la pandemia

Migración Colombia abrió un canal humanitario para los venezolanos que quieren retornar a su país. | Por: ALCALDÍA DE CÚCUTA




Por:

abril 09 de 2020

Debido al aislamiento obligatorio que han decretado la mayoría de países por el covid-19, cientos de migrantes venezolanos que dependían del trabajo informal para subsistir han decidido retornar a Venezuela. Como han perdido sus fuentes de ingreso y se enfrentan a la falta de alimento o de un techo, consideran que la mejor opción es regresar a su país, donde esperan encontrar una vivienda y algún apoyo del Gobierno.

En la última semana, desde que Migración Colombia abrió un canal humanitario para que pudieran atravesar la frontera, han pasado más de dos mil venezolanos. Esto sin contar aquellos que regresaron por los pasos informales y las trochas, que según estimaciones de la gobernadora del estado Táchira, Laidy Gómez, podrían sumar unos 10 mil.

Ante esta realidad, diversas organizaciones han sentado posición y consideran que retornar no es precisamente la mejor opción y puede ser peligroso. La Coalición por Venezuela, que reúne a varias organizaciones de la sociedad civil del continente trabajando para enfrentar la emergencia humanitaria compleja que atraviesa Venezuela y el fenómeno migratorio, expidió en las últimas horas un comunicado en el que considera “irresponsable y riesgosos promover y patrocinar retornos de migrantes a Venezuela, más aún en la actual condición de vulnerabilidad que ya padece esta población”.
 


Los riesgos del retorno vienen en varias vías. Por un lado están las condiciones a las que se enfrentan en Venezuela quienes logran atravesar la frontera. Si bien el Gobierno de Nicolás Maduro ha dicho que espera a sus compatriotas retornados con un protocolo de atención, en los últimos días se han conocido las dificultades que están viviendo quienes han llegado al país.

En el estado de Táchira, tras pasar el puente Simón Bolívar desde Cúcuta, se han dispuesto algunos controles de temperatura y se ha creado un protocolo para que quienes presenten síntomas por coronavirus permanezcan en cuarentena por, al menos, 14 días antes de continuar los recorridos hasta los estados de destino.

Sin embargo, las condiciones de los albergues donde están aislados no son las mejores. David Smolansky, comisionado de la OEA para la crisis de migrantes y refugiados venezolanos, denunció que el régimen de Maduro está tratando “como ganado” a los migrantes retornados. “Están aglomerados, duermen en el piso en lugares que ni siquiera tienen agua, la Guardia Nacional Bolivariana les cobra pasaje en moneda extranjera y no se cumplen los protocolos de aislamiento social”, dijo.
 


Esta situación también la han denunciado múltiples ciudadanos que publican videos a través de redes sociales. Muestran la suciedad de los espacios donde están confinados, aseguran no estar recibiendo ningún alimento y denuncian malos tratos por parte de las autoridades. Y en las últimas horas ha habido también denuncias de que grupos armados al margen de la Ley están haciendo presencia en las instalaciones donde están guardando la cuarentena los retornados.

La gobernadora Gómez así lo expresó en su cuenta de Twitter y exhortó a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana a brindar garantías. “Ni colectivos armados ni grupos subversivos al margen de la Ley pueden disponer de instituciones educativas para cuarentena de venezolanos que retornan por la frontera. Amenazan y confrontan al pueblo angustiado”, aseguró la mandataria, quien ha dicho que el estado de Táchira ya está saturado y no tiene capacidad para brindar atención a todos los venezolanos que están retornando.
 



Esta sentencia pone de presente otro de los riesgos a los que se enfrentan los ciudadanos venezolanos que regresan. El país también se encuentra en cuarentena obligatoria y las dificultades económicas son muchas. El Gobierno está repartiendo unos subsidios para alimentos que permitan guardar el aislamiento, pero no es seguro si sean suficientes ni hasta cuándo pueda brindarlos. Eduardo Soto, director del Servicio Jesuita a Refugiados en Venezuela, asevera que ya hay reportes de personas que están comiendo solamente dos comidas líquidas al día, lo cual no permite alcanzar la carga nutricional necesaria y los pone en mayor riesgo frente al coronavirus.

Por último, el otro gran riesgo es el contagio. Los países han declarado las medidas de restricción de la movilidad para evitar que la propagación del virus sea mayor, pues los sistemas de salud no tendrían la capacidad de atender masivamente pacientes contagiados. Por eso, que haya centenares de personas incumpliendo las medidas para intentar regresar a su país puede ser muy peligrosos, en tanto hay mayores posibilidades de diseminar el virus por los territorios por los que se desplazan o porque pueden estar llevándolo a Venezuela, donde las condiciones sanitarias están más deterioradas. De hecho, en el estado de Táchira ya se han confirmado cuatro casos, dos de los cuales habían cruzado la frontera.
 






¡Comparte!





Al suscribirme, acepto los términos y condiciones y autorizo el tratamiento de mis datos personales conforme a las finalidades y demás condiciones descritas en la política de tratamiento de datos personales de SEMANA.

Nuestros aliados: