Un proyecto de:


EN VIDEO: Migrantes cazan palomas para comer

EN VIDEO: Migrantes cazan palomas para comer

Otro de los retos para los migrantes es el acceso a la vivienda. | Por: GIFMM




Por: Rafael Sulbarán @RafaelDSulbaran

enero 19 de 2021

El 85% de migrantes tiene problemas de acceso a la comida, según un informe reciente del Grupo Interagencial sobre Flujos Migratorios Mixtos. Un video de un tuitero, que se volvió viral, da cuenta de esa situación.   
 

Un informe realizado por el Grupo Interagerencial sobre Flujos Migratorios Mixtos (GIFMM) revela que el 85 por ciento de los migrantes venezolanos en Colombia presentan dificultades al momento de acceder a la alimentación. En 21 departamentos de Colombia, miembros de 36 organizaciones vinculadas al GIFMM realizaron el estudio aplicado en 3.100 hogares.


El informe titulado Evaluación Conjunta de Necesidades ante COVID-19. Diciembre 2020, muestra entre los principales hallazgos que el acceso a la comida y vivienda son las mayores preocupaciones para la población migrante, situación que ha empeorado por la pandemia de la covid-19.  Por la aparición de la pandemia, el GIFMM y sus aliados, realizaron cuatro evaluaciones donde se caracterizaron las principales necesidades de la población migrante venezolana, sobre todo la más vulnerable.

 

“Los hallazgos de esta evaluación nos permiten a las organizaciones del Gifmm apuntar de manera más certera hacia el fortalecimiento de la respuesta en la que trabajamos de la mano del Gobierno y buscar alternativas para la regularización de la población venezolana, desarrollar rutas para la protección de los refugiados y migrantes, crear espacios de atención integral”, explicó Jozef Merkx, representante del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) en Colombia.

 

El informe muestra que personas migrantes, en su mayoría con estatus irregular, al no tener un empleo digno que les asegure sus tres comidas diarias o el pago de su habitación, se ven obligados a endeudarse y buscar alternativas en la calle, buscando la comida donde sea.


Este lunes se volvió viral un video en el que aparecen un par de ciudadanos venezolanos que son sorprendidos por la Policía cuando intentan atrapar unas palomas en la Plazoleta de San Francisco, en Cali.  «Extranjeros son sorprendidos por las autoridades cuando capturaban palomas en la Plazoleta de San Francisco. Dicen que eran para almorzar», aseguró Julián Jara Uribe, usuario de twitter que colgó el video en esa red haciendo un llamado a la reflexión.  “No da risa, da profunda tristeza. La crisis humanitaria que llegó a Cali viene acompañada de hambre e indiferencia”, agregó en su comentario Jara.




 

Esta es una evidencia de lo analizado en el informe, el cual revela además que el 64 por ciento de las familias consultadas consumen dos comidas al día o menos. En este sentido también sostiene que 1 de cada 3 familias pide dinero en la calle para poder comprar alimentos y que el 86% de la población que está trabajando recibe ingresos por menos de un salario mínimo. 


La comida es un reto diario, pero la vivienda también representa un dolor de cabeza para los migrantes. La encuesta indica que el 68 por ciento de las familias que participaron tienen grandes obstáculos de acceso a una vivienda. La imposibilidad de un empleo digno se traduce en inconvenientes para vivir en una casa acondicionada, ya que casi la mitad, el 44 por ciento de los encuestados tiene problemas de ingreso y empleo.

 

Los ingresos son limitados, muy por debajo del promedio. El 86 por ciento de los participantes en la encuesta indicó que gana menos del sueldo mínimo, claramente un indicio que las finanzas de la familia están comprometidas sin garantizar alimentación adecuada y un techo digno. El acceso a la salud también está amenazado, ya que el 56 por ciento no está afiliado al sistema de salud colombiano y solo el 29 por ciento tiene acceso a los servicios sanitarios.


“El informe arroja información clave sobre el número de personas encuestadas que deben aceptar trabajos que representan un riesgo para su integridad; que están asumiendo deudas para poder cubrir el costo de un techo; que no cuentan con las herramientas para que sus niños y niñas accedan a la educación virtual; que no han logrado obtener estatus regular o que han sido discriminadas por su nacionalidad”, reseña un boletín de prensa divulgado por la organización.

 

El grupo atendió a cerca de 1,5 millones de migrantes y refugiados venezolanos, así como a retornados colombianos. En cuestión de alimentos registran 1,45 millones de personas atendidas, también a 565 mil en temas de salud, otros 234 mil en vivienda, artículos del hogar y transporte humanitario, además de otras 37 mil en atención integral de empleo o emprendimiento.






¡Comparte!





Al suscribirme, acepto los términos y condiciones y autorizo el tratamiento de mis datos personales conforme a las finalidades y demás condiciones descritas en la política de tratamiento de datos personales de SEMANA.

Nuestros aliados: